7 cosas que no debes hacer cuando estas vendiendo…. ni nunca

untitledHay una serie de actitudes y “normas” que deberías tener siempre presente, tanto tú como todo tu equipo a la hora de estar de cara al público. Si quieres que el cliente o posible cliente está a gusto en tu centro y quieres que confien en tí, hay cosas que no deberías hacer nunca:

1.- No ser sincero con lo que le ofreces.

Hay que vender, pero no humo. Si le expones actividades o servicios que sabes que no vas a cumplir, no se cumplirán las expectativas de ese cliente y por lo tanto se marchará. No sólo eso, sino que hablará mal de la organización (con toda la razón). Evidentemente debes enumerar y explicar los puntos fuertes de tu centro y más si tienen relación con lo que está buscando el cliente, pero no mientas.

2.- No sonreír.

El otro día en una formación escuché a un profesor de Técnicas comerciales que expulsaba de su clase a los alumnos que no sonreían. Que la sonrisa es inseparable de la acción comercial. Al que le cuesta sonreír no debería estar nunca relacionado con temas comerciales. Me pareció muy acertado. Sonrisa permanente en la cara, pero no forzada sino porque estás trabajando en algo que te apasiona y tu cara es el reflejo de tu alma. Si te gusta tu trabajo, estarás siempre alegre (o casi siempre) y eso, por supuesto, lo percibe el cliente. ¿Te ha atendido alguien que parece que le estés haciendo tú un favor porque dirías que hasta le molesta tu presencia? Cuando me encuentro alguien así, yo no vuelvo. A esa persona no le gusta su trabajo. En nuestro sector esto es básico, la gente viene a divertirse, desconectar,… quiere estar en un sitio alegre, distendido.

3.- No ser amable.

Tiene relacióncon el punto anterior. Si sonríes pero no saludas, ¿que sensación se lleva el cliente? Debes estar por él, ayudarle a conseguir sus obbjetivos. La empatía es una cualidad para generar confianza y puede ser una causa por la que el cliente se decida a cerrar la venta en aquel mismo momento y, por supuesto, es uno de los motivos por los que se fideliza a los clientes. Si el técnico de sala no saluda a la gente que entra en la misma y no se preocupa por ellos (corregir, conocer sus objetivos), el cliente cree que se trata de un objeto de decoración más de la sala. Se trata de un punto clave para la generación de valor para el cliente o abonado

4.- No dejar hablar.

Aparece en todos los manuales pero es uno de los errores que más se repite. Si no escuchamos, no sabremos lo que quiere y no le podremos ofrecer el servicio o actividad que mejor se adapte a lo que quiere el cliente. Hay que dejar de hablar para empezar a escuchar.

5.- No tener toda la información.

Debemos conocer a fondo nuestros servicios, actividades, precios. Imagínate que viene porque se ha enterado que hay un torneo de padel y tu no sabes nada. O que hay una promoción especial,… y tampoco sabes nada ¿crees que se levará una buena imagen no sólo de tí sino de la organización en general?

6.- Evitar contacto visual.

Si una persona te está hablando y tu estás mirando lo que sucede detrás de él/ella, ¿crees que se sentirá escuchado?¿crees que pensará que estás atendiendo a sus necesidades? Céntrate en atenderle. Pon tus 5 sentidos (6 si eres mujer) en el cliente. Ten en cuenta todo aquello que se refiere a comunicación no verbal, tanto por tu parte como por la suya. Te puede ayudar a cerrar una venta.

7.- Quejarte de la empresa o de situaciones personales.

Ésta me irrita de forma especial. El cliente ya tiene suficientes problemas como para que le expliques tú nada. Nunca olvides que el sueldo te lo paga el cliente y no tus superiores. ¿arreglas algo explicándole alguna desaveniencia con tu empresa?¿O simplemente pensará que a él que le explicas?¿Consigues algo si ese cliente se posicionara a tu favor? Las cosas de la empresa debes consultarlas o discutirlas con las personas de la empresa, nunca con clientes. Como ya he expuesto en un punto anterior, la gente viene a divertirse y a pasárselo bien, no a escuchar quejas. Recuérdalo.

Seguro que me dejo otras actitudes que no debes tener de cara al público (ni nunca) así que espero vuestros comentarios. En resumen, la actitud es esa diferencia que marca la diferencia.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en atencion cliente, gestión de equipos y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s